Tendedero Plegable

Cuando parecía que llegaba el verano, nos vemos sorprendidos por una racha de lluvias que no paran ni desándolo. Hoy, festivo en Castilla y León, parecía que iba a salir buen día, pero desgraciadamente siguen esas nubes que nos dicen que no va a pasar el día sin tener que ver algunas gotas de agua sobre nosotros.

Para los que no tengan el lujo de tener una secadora, no les queda más remedio que tener un tendedero plegable en casa. Hay muchos modelos disponibles, desde los de aluminio plegables de toda la vida, hasta los reforzados, pasando por los de un plástico muy resistente que para mi gusto son los mejores ya que no se oxidan ni se rompen las cuerdas con tanta facilidad. Los que están muy  bien son los que se pueden colgar encima del radiador en invierno, ya que se seca muy rápida y no deja olor a humedad.

En ferreterías y grandes almancenes podéis encontrar muchos y de varios precios. El más barato cuesta unos 10 euros.